Cambie de compañía y empiece a ahorrar desde el primer día

©Pixabay

Cambiar de compañía eléctrica es una gestión que puede implicar un importante ahorro económico en la factura de la luz. El cliente puede considerar que paga demasiado, lo que le impulsa a buscar nuevas ofertas en el mercado de electricidad y realizar un traspaso a otra empresa energética. Usted puede cambiar siempre que quiera. Elija la empresa de energía que mejor se adapte a sus necesidades. Si está pensando en cambiar de COMERCIALIZADORA de energía, en esta página encontrará muchos consejos útiles. Recuerde que en RJ Consultores le haremos el cambio de compañía totalmente gratuito y orientado a sus necesidades.

¿Qué puedo obtener al cambiar de COMERCIALIZADORA?

Con la reforma del sector eléctrico el consumidor ya no está obligado a mantener un contrato con la misma COMERCIALIZADORA de electricidadHoy, el cliente tiene el derecho a poder elegir la empresa eléctrica donde quiere adherirse y cambiar su contrato a uno que se adapte a sus necesidades específicas. 
Sin embargo, no sólo la libertad de elección juega un papel importante a la hora de querer cambiar de COMERCIALIZADORA.

Al cambiar de COMERCIALIZADORA de electricidad el cliente podrá, sobretodo, ahorrar en la factura de luz.

¿Puedo cambiarme a cualquier compañía?

La ley reconoce el derecho de todos los usuarios del suministro eléctrico a elegir cualquier compañía COMERCIALIZADORA y opción de contratación, tanto en el mercado regulado como en el mercado libre.

©Pixabay

Durante el cambio de compañía ¿se interrumpe el suministro eléctrico?

Nunca nos quedaremos sin suministro por cambiarnos de COMERCIALIZADORA. No tendremos ni que darnos de baja, ni cambiar el contador, ni comunicar a la compañía saliente que hemos contratado los servicios de otra compañía. La DISTRIBUIDORA empezará a enviar las facturas a la nueva compañía que hayamos escogido y así nos olvidaremos de cualquier papeleo.

¿Puedo cambiar de COMERCIALIZADORA si tengo una deuda?

Si el consumidor quiere realizar un cambio de titularidad, no puede tener ninguna deuda asociada a su nombre, dado que si es así la COMERCIALIZADORA probablemente no acepte el contrato.

¿Cambio de DISTRIBUIDORA o de COMERCIALIZADORA?

Cabe destacar, en el momento de querer cambiar de compañía, conocer la diferencia entre DISTRIBUIDORA de electricidad y COMERCIALIZADORA del suministro eléctrico.
• La DISTRIBUIDORA de electricidad es la encargada de crear y mantener las redes eléctricas, de la instalación y lectura de los contadores, dar de alta y de baja un contrato y de reparar las averías del suministro. El consumidor no pacta ningún tipo de oferta con ésta y tampoco le paga dinero de forma directa.
• La COMERCIALIZADORA es la empresa con la que el consumidor firma un determinado contrato y la entidad a quien se le paga la factura de luz. La COMERCIALIZADORA compra energía y la vende al cliente a través de las redes de la DISTRIBUIDORA.
Sin embargo, la empresa DISTRIBUIDORA también podrá adoptar el papel de COMERCIALIZADORA pero no a la inversa.
El cliente puede cambiar de COMERCIALIZADORA (la encargada de facturarnos) pero nunca puede cambiar de DISTRIBUIDORA (la que crea y transporta la electricidad)

©Pixabay

¿Puedo cambiar de compañía si no soy el titular del contrato?

Si por ejemplo, el consumidor vive en un piso de alquiler y no es el titular del contrato eléctrico, la historia se complica. Pese a que le facilite los datos de contacto a la compañía para que haga las revisiones y sea quien abone las facturas, no tiene derecho a cambiar de compañía.
En definitiva, dependerá del beneplácito del arrendador: será él quien decida si da de baja su contrato para que su alquilado haga uno nuevo o siga el criterio de su arrendatario en la elección de una nueva tarifa o compañía eléctrica.
Por este motivo, siempre es recomendable que al entrar en un piso de alquiler sean los inquilinos los que contraten los servicios. Pese a que pueda suponer un sobrecoste de entrada, a la larga se evitará arrastrar tarifas de luz (y otros servicios) que, tal vez, no se acoplen al propio perfil de consumo.

Un contrato nuevo con una nueva compañía COMERCIALIZADORA...

Lea siempre los términos del contrato de su nueva COMERCIALIZADORA de energía antes de efectuar el cambio. Esto evita sorpresas inesperadas. Preste mucha atención a la duración, la notificación, la letra pequeña, los cambios de precios provisionales tras una subida del coste de la energía por el gobierno o un incremento en el precio de entrega. O aún mas fácil, contacte con nosotros y evitará quebraderos de cabeza, le asesoraremos y le orientamos en el cambio de COMERCIALIZADORA. En RJ Consultores hablamos el mismo idioma que el consumidor y trabajamos por conseguir el máximo ahorro para nuestros clientes.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies